El estrés laboral

¿QUÉ ES EL ESTRÉS LABORAL?

El estrés laboral o estrés en el trabajo es un tipo de estrés propio de las sociedades industrializadas. La creciente presión en el entorno laboral puede provocar la saturación física o mental del trabajador. Y esto puede generar diversas consecuencias que afectan a su salud e incluso a la de su entorno más próximo.

El estrés laboral aparece cuando los recursos del trabajador son superados por uno o varios factores laborales a los que no puede hacer frente. Puede manifestarse de diversas formas. Sus síntomas van desde la irritabilidad a la depresión, y por lo general están acompañados de agotamiento físico y/o mental.

Además, el estrés en el trabajo está asociado con una reducción de la productividad de las empresas y un descenso de la calidad de vida de aquellos que lo sufren, pudiendo incluso ser motivo de baja laboral en los casos más graves. Por lo tanto, es conveniente aprender cómo combatirlo y conocer técnicas eficaces para su manejo. También puede ser útil la realización de determinados ejercicios para eliminar la tensión y la escucha de música antiestrés u otros audios relajantes. Así como una buena meditación guiada como la que propone la terapeuta Aurora García B. que nos ha acompañado estos días en Menorca para transmitir su conocimiento  a las empresas cliente de IMHOTEP Prevención.

En cuanto a sus causas, el estrés laboral puede estar originado por diversos factores. Entre ellos una excesiva carga de trabajo, un elevado nivel de responsabilidad que pone a prueba la capacidad del individuo o unas relaciones sociales insatisfactorias e incluso tóxicas (vea acoso laboral, mobbing ) en el puesto de trabajo. Si bien cualquiera de estos factores puede originar estrés laboral, en ocasiones una combinación de los mismos puede resultar en situaciones más graves que a larga son más difíciles de tratar. Además a estos tres factores se añaden otros que pueden generar situaciones estresantes, como la mala planificación de turnos u horarios o una remuneración inadecuada del trabajador.

Las reacciones negativas provocadas por el estrés laboral pueden ser fisiológicas, cognitivas, conductuales o emocionales. Y suelen estar acompañadas de una gran frustración por parte del trabajador, al verse incapaz de controlar la situación o situaciones que generan ese estrés.

Un ejemplo clásico de estrés laboral es el Síndrome de Burnout o síndrome del trabajador quemado. Síndrome que suele darse en aquellos puestos de trabajo relacionados con atención al público (aunque no exclusivamente). Este tipo de puestos, en muchas ocasiones van acompañados de una sobrecarga emocional (por ejemplo por una exposición continua a reclamaciones o quejas de clientes), lo que genera una situación de estrés permanente y acumulativo en el empleado. Finalmente el trabajador pierde toda motivación y se produce una dinámica mental negativa que le hace percibir cada nueva jornada laboral como interminable.

 

Si quiere conocer su nivel de estrés, le recomendamos nuestro test de estrés laboral, póngase en contacto con nosotros.

Para acceder al material sobre gestión del estrés cedido por la terapeuta Aurora García B. a imhotep, envíe un email a menorca@smprevencio.com solicitándolo.

 

 

No Comments

Post A Comment

USO DE COOKIES: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener mas información, en nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Imhotep